EFE Valparaíso y Escuela de Arquitectura y Diseño firman convenio marco de colaboración

Este jueves 24 de septiembre se firmó un convenio marco de colaboración entre EFE Valparaíso y la Escuela de Arquitectura y Diseño de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso donde se potenciará la realización de actividades conjuntas con el apoyo del Núcleo de Accesibilidad e Inclusión de la PUCV, académicos y estudiantes, junto a profesionales del área de ingeniería de transporte de la Empresa EFE Valparaíso con el objetivo de realizar investigaciones, capacitaciones y trabajo colaborativo desde la cooperación académica, así como también contar con asistencia técnica en Proyectos de Investigación y/o Desarrollo. 

El documento fue suscrito por el director general de Asuntos Económicos y Administrativos de la PUCV, Alex Paz y el gerente general de EFE Valparaíso, Jorge Gómez.  

Al respecto, el director Alex Paz se refirió al sentido publico de la Universidad y al valioso trabajo que desarrollan las distintas Unidades Académicas frente a situaciones reales, lo que es una muestra clara de la contribución que la PUCV hace a la sociedad y un compromiso de poder devolver el aporte que hace el país para su financiamiento.

“Esta Universidad desarrolla una vinculación estrecha con su entorno y con el medio donde se inserta. Esta es una de las actividades que las universidades han estado formalizando ahora con un propósito bien definido, que puede establecerse desde la investigación en un sentido amplio, no sólo desde la ciencia, sino que buscando problemas que la sociedad tiene y es una búsqueda desde la interdisciplina, que es lo que observo en este convenio y está en línea con el plan de desarrollo institucional de la PUCV, donde se abordan problemáticas cada vez más complejas y desde las distintas capacidades de la Universidad”, expresó.

El gerente general de EFE Valparaíso, Jorge Gómez, señaló que se firmó un anexo al convenio realizado en 2015 y agregó que para ellos es muy importante vincularse de manera directa con la academia, en particular con la PUCV y con la carrera de Arquitectura, que no sólo es reconocida a nivel internacional sino que también en el extranjero.

“Estamos abordando aspectos que para nuestro servicio son un desafío, somos una empresa pública de transporte y tenemos como propósito contribuir a mejorar la calidad de vida de la gente. Dentro de esa contribución hay una serie de brechas que tenemos que resolver y que no son propias de una empresa de transporte y este vínculo con la academia nos ayuda a avanzar de manera acelerada, más precisa y enfocada. Estamos trabajando la micro-movilidad, incorporar rutas patrimoniales, rutas turísticas y esto se puede abordar con la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la PUCV y otras que pueden contribuir a su desarrollo”, añadió.

Gómez fue en enfático en plantear que la solución a un servicio público no sólo se basa en un diseño ingenieril, pues requiere vínculos con talentos y capacidades que pueden encontrarse en las universidades.

“Tenemos un desafío tremendo en este rol de ser el eje estructurante del transporte público en la región y poder acercar a las comunidades a nuestra línea y para eso tenemos que hacer un diseño con una mirada más urbana y holística de alimentadores que puedan llegar a nuestra línea. Hoy vimos una propuesta con ciclovías, con zonas de influencia y diseños urbanos, lo que es parte de lo que tenemos que seguir desarrollando con la academia”, precisó.

DECANO SE REFIRIÓ AL TRABAJO EN PANDEMIA

Al respecto, el decano de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo, David Luza, planteó que la asociación con EFE, les permite abordar dos áreas que están muy entrelazadas y que en algunos momentos se separan como son el urbanismo y la arquitectura.  “Este tipo de convenios nos permite que no se separen pues hay aspectos de habitabilidad que tiene que ver con que alguien recorra 20 kilómetros o 10 kilómetros y cómo se convive con quien va al lado, cómo se accede al espacio público que está cerca de las estaciones. Este convenio se enmarca dentro de la movilidad sustentable de una ciudad y para la academia es muy importante pues permite que vayan de la mano dimensiones urbanísticas y arquitectónicas”.

El profesor Luza recordó que fue un gran desafío desarrollar el trabajo durante la pandemia y se trabajó con estudiantes desde sus hogares, en una primera etapa redescubriendo los espacios cotidianos, cambiando el mobiliario para generar circuitos con ojos vendados y así dando cuenta del espacio para luego una vez terminadas las cuarentenas avanzando en la observación en las estaciones de EFE y con el apoyo de organizaciones como la Fundación Luz que trabajan con personas con capacidades diferentes.

“Estudiar en casa tiene sus complicaciones, pues solemos salir a ver la realidad. Propusimos que el tren pueda asociarse con el uso de bicicletas, ofrecer arriendo puede ser de interés. El tren es la columna vertebral del Gran Valparaíso y a escala metropolitana permitiría tener un servicio de micro-habitabilidad asociado, ocupando la bicicleta para pasear o ir a la oficina, además contribuye a la salud”, advirtió el decano.

En la sesión de firma de convenio además se presentaron los avances del proyecto “Ciclovías y gestión del espacio en torno a las estaciones de EFE Villa Alemana – Quilpué”, el que fue presentado por el profesor Maximiliano Olea. También se ofreció la experiencia desarrollada a través del Núcleo de Accesibilidad e Inclusión PUCV donde el investigador de la Universidad de los Andes, Sebastián Seriani, se refirió al comportamiento de pasajeros en la interfaz tren-andén.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *